Destacadas

Finaliza la Regata L’Almadrava de la Marina- Trofeo CH Prácticas Náuticas

Cruceros

Recorrer la zona marítima en la que históricamente se practicaba la pesca tradicional de la almadraba en La Marina. Con este objetivo este sábado 14 de octubre se ha celebrado la cuarta edición de esta regata de crucero organizada por el Club Náutico de Altea.

Desde la antigüedad la costa de La Marina fue testigo de la pesca de la Almadrava. En el Racó de L´Albir o en el Banys de la Reina de Calpe todavía se conservan restos de las factorías romanas de salazón. En época medieval esta actividad se denominaba Tonayres y gracias a un privilegio especial durante la cuaresma, abastecían de pescado a Valencia.

 

La Regata L’Almadrava de la Marina – Trofeo CH Prácticas Náuticas transcurre por los escenarios históricos de esta pesca milenaria, entre Moraira y la Isla de Benidorm, recordando las maniobras que realizaban las barcas para poder rodear les moles, los bancos de atunes que emprendían su viaje de vuelta al Atlántico.

 

En 1956 se dejó de pescar en La Marina (zona marítima al norte de Alicante) mediante este arte tradicional, que generaciones de expertos almadraberos de la comarca han practicado por todo el mediterráneo. Esta regata ha querido homenajear la historia de estos pescadores recorriendo esta área marítima.

 

Un total de 17 embarcaciones participaron este sábado 14 de octubre en la cuarta edición de ésta regata de vela de crucero organizada por el Club Náutico de Altea.

 

La señal de atención estaba prevista para las 11:00 horas del sábado día 14 de octubre, pero por falta de viento no se produjo la salida hasta las 12:08 horas. La competición, organizada por el Club Náutico de Altea,  cubrió una distancia total de 40 millas náuticas, para las categorías de tripulación Completa, A2 y en Solitario.

 

Como novedad, este año la regata ha contado con el patrocinio de la empresa CH Prácticas Náuticas Profesional, una red de escuelas náuticas profesionales homologada para impartir los certificados y títulos profesionales por la Dirección General de la Marina Mercante, formación náutica necesaria para poder trabajar en el mar a bordo de un barco. Con delegaciones en Madrid, Comunitat Valenciana y Baleares, CH Prácticas Náuticas cuenta con un centro en Altea.

 

En la categoría A2 los ganadores fueron Juan Antonio Sánchez y Jose María Baeza con la embarcación Tanit IV del CN Campello, la segunda posición fue para los hermanos  Robin y Pedro Imaz con el Limitless Marine Design del CN Altea y la tercera para Miguel Angel García  y Victor Paz con Limbo II del CN Altea.

 

Por otra parte, en la clase de tripulación completa el vencedor  fue el armador Tomas Llorens con la embarcación Dignity III del RCR Alicante. El segundo puesto lo consiguió Yann Lythgoe con Kim del Marina Denia. La tercera quedó ocupada por Carl Bal con la embarcación Jeffertje II del RCN Calpe.

 

Por lo que respecta a la categoría en solitario, el premio se quedó en casa gracias a la buena actuación de Antonio Puig con la embarcación Etreus II, la segunda posición fue para José Caerlos Eiroca con Pecata Minuta también del CN Altea y la tercera para Gordon Ross con Gordi del RCN Calpe

 

La entrega de trofeos se realizó el domingo 15 a las 15:00 horas en el restaurante del Club Náutico de Altea junto a la entrega del Trofeo 5 Clubs que se celebraba ese mismo día.

 

Los tres primeros clasificados de cada categoría obtuvieron un trofeo especial diseñado para el cuarenta aniversario del Club Náutico de Altea. Cuatro décadas dedicadas al fomento del deporte náutico han pasado desde que el 10 de septiembre de 1977 se firmara el Acta de Constitución del Club Náutico de Altea. Y es por ello que se ha querido entregar a los ganadores este bonito recuerdo de los 40 años de historia del Club reflejados en un logotipo impreso sobre una vela.

 

La entrega de premios contó con la asistencia del Vocal de Vela del CN Altea, José Rius, y en representación de la empresa patrocinadora CH Prácticas Náuticas asistió Antonio Escribano. Posteriormente los participantes y asistentes de ambas regatas pudieron compartir una comida.